Como no todas las dudas sobre el cáncer de piel se pueden resolver con generalidades, hemos hecho una pequeña encuesta para resolver las preguntas frecuentes sobre el cáncer de piel que más recuerrententemente nos consultan los pacientes.

Cómo se inicia el cáncer de piel?

Las causas más comunes de cáncer en general son elementos o circunstancias del entorno que afectan a las células y su genética(ADN), y llevan a estas a iniciar los crecimientos anormales ya descriptos. En el caso de los canceres de piel no-melanomas, los factores del entorno que se han identificado como causantes son la sobreexposición a radiación ultravioleta del sol o camas solares, la radiación terapéutica como los rayos x y la radioterapia para cáncer, toxinas químicas como el arsénico, medicaciones inmunosupresoras y dietas pobres en antioxidantes.

Cuáles son los factores de riesgo para el desarrollo del cáncer de piel?

Los factores de riesgo más conocidos son la exposición solar, la edad y el tono claro de la piel. Las personas de piel clara y edad avanzada tienen mayor riesgo de desarrollar carcinomas basocelulares. La cara es la zona del cuerpo donde estos cánceres más comúnmente aparecen debido a que es la zona del cuerpo más expuesta al sol. Alrededor del 20% de estos cánceres de piel aparecen en áreas de la piel menos comúnmente expuestas al sol, como son pecho, espalda y extremidades.

Las regiones del planeta con mayor incidencia de radiación solar a lo largo del año y predominio de piel clara en la población son las que tienen la mayor incidencia de carcinoma basocelular por habitante. Por ejemplo: Australia tiene una de las incidencias per cápita más altas del mundo de estos cánceres.

Se sabe también de cierta predisposición genética. Las personas de origen celta y del norte de Europa tienen mayor riesgo de desarrollar carcinoma basocelular.

¿El cáncer de piel es mortal? Si es así, ¿qué índice de mortalidad tiene?

Tanto el carcinoma basocelular como el espinocelular de piel, tienden a ser cánceres de crecimiento lento y que, por ende, permiten la intervención temprana para resolverlos generalmente sin mayores consecuencias.

  • El carcinoma basocelular tiende a ser de crecimiento muy lento comparado con otros cánceres y tiende a solo invadir localmente. Rara vez producen los crecimientos a distancia que se conocen como metástasis. Este tipo de cáncer rara vez puede causar muerte.
  • El carcinoma espinocelular tiende a tener un comportamiento un poco más agresivo que el basocelular. Si bien también es de crecimiento lento, el mismo tiende a hacer metástasis a distancia de forma más temprana que el basocelular. Comunmente en los ganglios linfáticos de la zona del tumor primario. Este tipo de cáncer, de no ser tratado adecuadamente, puede eventualmente comprometer la vida del paciente.
  • Por último, el melanoma es el menos frecuente de los cánceres de piel, tiende a diseminarse tempranamente, y puede ser fatal.

¿Se puede prevenir?

Es posible considerar el cáncer de piel como enfermedad prevenible. Como en la mayoría de los cánceres, las causas son mayormente epigenéticas (más allá de los genes). Algunos de estos factores podrían ser atendidos adecuadamente y contribuir a prevenir el desarrollo del cáncer de piel. Éstos pueden ser:

  • Excesiva exposición al sol, en particular en aquellos de piel clara que tienden a quemarse con facilidad sin adquirir bronceado.
  • Las dietas proinflamatorias y deficientes en antioxidantes.
  • La exposición crónica a ciertas tóxinas como el arsénico.

Varios estudios publicados han analizado estos aspectos de la enfermedad. Por ejemplo, un estudio del 2015 demostró que en pacientes de riesgo, la suplementación con nicotinamida o niacinamida (una forma de vitamina B3) con 500 mg dos veces al dia durante un periodo de 12 meses redujo en un 23% la aparición de nuevos cánceres, comparado con aquellos que recibieron placebo.

¿El cáncer de piel es contagioso?

El cáncer no es una enfermedad contagiosa. Por este motivo, los cánceres de piel no son contagiosos. La única circunstancia en la que un cáncer puede pasar de una persona a otra seria en el caso de una transplante de órgano en el que el órgano transplantado contiene un cáncer oculto que continua creciendo en el receptor.

¿Se puede dar en perros y gatos?

Tumores de células basales o basocelulares son uno de los tumores de piel más comunes en perros y gatos. De estos tumores, alrededor del 10% son malignos, o sea, carcinomas basocelulares. Estas mascotas también pueden sufrir carcinomas espinocelulares aunque estos tienden a aparecer en la cavidad oral más que en la piel.

De hecho, en términos generales, los animales pueden padecer cánceres como los humanos. El descubrimiento del efecto anticáncer de BEC vió justamente su origen en los carcinomas espinocelulares que aparecen comunmente en el ganado Heresford en Australia. El conocimiento de ganaderos australianos muestra que estos tumores sabian mejorar con la aplicación de una pasta hecha de un fruto silvestre, solanum linnaeanum. El estudio de esta planta por el Dr Bill Cham en la Universidad de Queensland llevó al descubrimiento de BEC. Existen publicaciones demostrando el uso efectivo de formulaciones de BEC en el tratamiento de cánceres en animales.

¿El cáncer de piel se puede dar en la cabeza? ¿y en la oreja?

Los cánceres de piel pueden aparecer en cualquier parte de la piel; esto incluye el cuero cabelludo. Con la calvicie el riesgo de cáncer de piel en la calva aumenta dado que la zona esta más expuesta al sol.

De la misma forma, otras zonas comunmente expuestas al sol, como la punta de la nariz o la parte superior de las orejas, son zonas donde los cánceres de piel se manifiestan con cierta frequencia.

Ejemplo de cáncer de piel basocelular en la oreja:

Una de las preguntas frecuentes sobre el cáncer de piel, es si se puede dar en las orejas.

¿Se puede dar en niños?

Aunque esto es muy raro, existen reportados en la literatura médica casos de cánceres de piel en niños y adolescentes.

¿Cómo diferenciar un cáncer de piel de un lunar?

Las lesiones cáncerosas de la piel, en general, tienen una apariencia distinta de los lunares. Tipicamente, los lunares benignos son lesiones de bordes y pigmentación regulares y se mantienen estables, sin síntomas ni cambios significativos en el tiempo. A esta apreciación general le corresponde cierta aclaración: Lesiones pigmentadas de bordes irregulares o con pigmentación variable pueden ser signo de melanoma maligno o de un tipo de carcinoma basocelular conocido como pigmentado.

Dada la duda, lo mejor es consultar a un profesional ya que, a veces, la unica forma de diagnosticar con certeza el tipo de lesion que afecta a una persona es a traves de una biopsia. Es decir, una muestra de la lesion que se analiza bajo el microscopio.

Si ya has acabado de leer las preguntas frecuentes sobre el cáncer de piel y quieres seguir informándote, querrás saber: ¿Qué tratamientos existen para el cáncer de piel?